El primer tratado internacional sobre comercio de armas y la teoría del pájaro en mano

Después de años y años de trabajo incansable de diversas ONG de todo el mundo, se ha conseguido que la ONU apruebe casi por unanimidad un tratado internacional que supervise y regule el comercio de armas. Una pena que la ONU sea un organismo de lo más inoperante y que este tratado nazca un tanto cojo y tal vez un poco tuerto. De todos modos, como reza el dicho, más vale tratado en mano que bombas volando. Peor era antes cuando no existía el tratado y ningún tipo de regulación. Al menos ahora los países exportadores y las empresas armamentísticas se lo tendrán que trabajar un poco más para eludir controles y vender armas a indeseables.

Continuar leyendo “El primer tratado internacional sobre comercio de armas y la teoría del pájaro en mano”

Yo quiero ser mediador/a

Que la mediación es una disciplina y una profesión de futuro no debe dar lugar a dudas. Es una profesión de futuro y de cara al futuro, esperemos que no muy lejano, a la espera de que las administraciones, tanto la estatal como las autonómicas y las locales quieran o sean capaces de empezar a fomentarla y darla a conocer a la gente de la calle y a las empresas. Estas serán quienes al fin y al cabo las que se beneficiaran de esta buena y nueva manera de solucionar los problemas. Pero antes de que empiecen a pedirla, deberán saber de qué se trata y cómo les puede beneficiar.

Continuar leyendo “Yo quiero ser mediador/a”

Lectura y mediación, dos maneras de aprender.

El día 23 de abril es el día del Libro y Sant Jordi para quienes viven en Cataluña. En Sant Jordi se regalan libros y rosas, es decir, sabiduría y amor a quienes tenemos cerca. De la misma manera, la mediación es sabiduría para escuchar atentamente y aprender de los demás y también amor y cariño para comprender los sentimientos y la situación por la que la otra parte está pasando.

Continuar leyendo “Lectura y mediación, dos maneras de aprender.”

Habemus Papam Francisco, pero ¿habemus cambio?

Habemus Papam, no solo las gentes de creencia cristiana católica sino también las no creyentes, ateas, y de religión musulmana, judía u otras distintas. Todos y todas nos hemos enterado sobradamente gracias a los medios de comunicación de medio mundo que se han hecho eco de la noticia. No es para menos ya que es un tema que incumbe e importa a más de 1.700 millones de personas. La fumata blanca ha sido más esperada, no tanto por conocer quién iba a ser el sustituto de Benedicto XVI, sino por saber cuál iba a ser el futuro de la iglesia, envuelta en conflictos y corruptelas. Pero finalmente se ha elegido un papa no esperado: Jorge Mario Bergoglio, un jesuita argentino de vida austera y volcada en la crítica de las desigualdades sociales de su país. ¿Un nuevo Juan XXIII?

Continuar leyendo “Habemus Papam Francisco, pero ¿habemus cambio?”

El recuerdo de la guerra de Bosnia (o su parecido con nuestras guerras cotidianas)

El horror de la guerra sobrepasa cualquier otra situación de conflicto. Sin embargo, aunque ocurre a una escala mucho mayor y los daños pueden llegar a ser desmesurados, una situación de guerra guarda mucha similitud con una situación de conflicto o con un problema que nos pueda ocurrir en nuestro día a día, siempre, por supuesto, guardando las distancias. En un problema cotidiano también se producen daños, víctimas y daños colaterales pero sin llegar necesariamente a niveles trágicos o de muerte.

Continuar leyendo “El recuerdo de la guerra de Bosnia (o su parecido con nuestras guerras cotidianas)”

Tasas judiciales: ¿Una oportunidad para la mediación?

Es habitual que, al menos en este país, la vía punitiva sea la habitual para lograr cambios de comportamiento en las personas. El ejemplo más claro y ya tradicional es el tema de las sanciones de tráfico. Dado que al parecer no funciona la concienciación y la educación, la única salida para disminuir los accidentes es el aumento de la sanciones… Y para bien o para mal, parece que la estrategia ha funcionado. Con el tema de la justicia y su uso por parte de los ciudadanos, parece que se va a seguir por la misma vía, olvidando la concienciación e imponiendo tasas supuestamente disuasorias en lugar de invertir en el fomento de otras alternativas para la resolución de conflictos, como por ejemplo, la mediación.

Continuar leyendo “Tasas judiciales: ¿Una oportunidad para la mediación?”

La mediación, una alternativa de menor coste que los procesos judiciales y al arbitraje

(Artículo publicado en la revista de la Cámara de Comercio de Córdoba nª 1- Marzo-Abril 2012)

El pasado mes de marzo de 2012 el gobierno central aprobó el Real Decreto Ley 5/2012 que regula la mediación en asuntos civiles y mercantiles. Este Real Decreto responde al mandato de una directiva europea (la Directiva 2008-52-CE del Parlamento Europeo y del Consejo) que establece la necesidad de uniformizar el uso de la mediación entre dos o más partes pertenecientes a diferentes estados miembros. Su finalidad es establecer la mediación para resolver disputas entre empresas de diferentes nacionalidades dentro de la Unión Europea. Pero además de trasponer la directiva, el gobierno ha introducido como novedad la implicación de las Cámaras de Comercio a la hora de gestionar la mediación, la mercantil principalmente. Este hecho, pues, va a permitir que las empresas se beneficien de este procedimiento tanto dentro como fuera de nuestras fronteras.

Continuar leyendo “La mediación, una alternativa de menor coste que los procesos judiciales y al arbitraje”

Jueces, mediadores y la pirámide de Maslow

Abraham Maslow, psicólogo norteamericano, diseñó en 1943 la teoría de la motivación humana, que tuvo como resultado una pirámide en la que representa las necesidades humanas en una escala jerárquica: en la base situó la necesidades más básicas o fisiológicas; por encima dibujó la necesidad de seguridad; a continuación, las necesidades de afiliación; la continuó con la necesidad de reconocimiento; y finalmente, la completó con la necesidad de autorrealización.

Continuar leyendo “Jueces, mediadores y la pirámide de Maslow”